ENTREVISTA: "El Fenómeno Pelton" de Xela

ENTREVISTA: "El Fenómeno Pelton" de Xela

Una turbina Pelton es uno de los tipos más eficientes de turbinas hidráulicas. A partir de un caudal relativamente bajo puede producir grandes saltos hidráulicos usando para esto un sistema de cucharas distribuidas alrededor de su periferia, las cuales reciben el agua, activando el funcionamiento de la turbina… Es un sistema discreto en el cual cada una de sus partes actúa de forma eficiente para hacer un cambio significativo…
Desde luego, los “cambios significativos” son reconocibles desde lo tangible, lo fácilmente identificable o por los efectos que nos afectan de forma directa.
En Xela se pueden apreciar muchos cambios desde la disciplina de la arquitectura: Varios reconocimientos internacionales, festivales con invitados extranjeros, movimientos ciudadanos, etc. La noticia más reciente es que Xela ha obtenido un Segundo Lugar en el concurso Curundú Conecta, concurso organizado por el BID.
Así como en una Turbina Pelton, todo este torrente de acontecimientos que han tomado escena en Quetzaltenango han sido orquestados por una serie de actores puntuales, discretos, constantes, los cuales han trabajado en equipo con el afán de generar un cambio positivo en el área.
Movidos por esta situación, decidimos platicar con Luis Fernando Castillo, catedrático del Centro Universitario de Occidente y consultor para la Municipalidad de Quetzaltenango, para que nos diera una rápida radiografía de lo que está pasando en Xela.

HS: Nos interesa mucho lo que está pasando en Xela. Creo que muchos lo escuchamos en Guate, pero para otras personas es desconocido el fenómeno Quezalteco. Para empezar,  no sé si nos podés contar un poquito cuál es el contexto de Xela en términos de población, producciónn artística, activismo, formación de arquitectura. El enfoque de la entrevista es académico, pero también estamos conscientes que no podemos desligar todo lo que esta actividad ha influido  en la forma de hacer ciudad o en la forma en que se está entendiendo a Xela como un todo.

LC: Bueno yo creo que en Xela, hay cosas que se mueven un tanto por la ubicación y la latitud en la que está. Primero, hay que tener en cuenta que Xela siempre se ha considerado como la segunda ciudad, después de la Capital. A esto agregale su condición de ciudad periférica, de frontera, ya que está más cerca de México que de la ciudad de Guatemala.

La mezcla de estos dos aspectos han generado las condiciones para que diferentes grupos y eventos se hayan consolidado en movimientos, en pulsaciones que en algún momento han formado parte de la historia de Xela. Creo que en esto se puede resumir de lo que ha estado ocurriendo en los últimos años: todas las iniciativas, las inquietudes que han surgido, se han generado desde esta latitud periférica que empieza a generar otras dinámicas, otras formas de colectividad, resultado de todos los fenómenos que te he mencionado.

HS: En términos demográficos, con datos concretos. ¿Cuál es la población de Xela? ¿Qué características o dinámicas poblacionales se desarrollan en el territorio?

LC: En Xela hay alrededor de 160,000 habitantes, de los cuales 70% son considerados como población urbana, contra un 30% de población rural. De igual forma, es relevante mencionar el fenómeno de expansión que tiene el valle metropolitano y que, según SEGEPLAN, se proyecta que para el 2032 esta área que se está transformando llegará a tener alrededor de 2 millones de habitantes.

02

Infografía Evolución de la Mancha Urbana y Proyección de la Población. Fuente: Luis Fernando Castillo

HS: De estos 160,000 ¿Qué porcentaje son estudiantes?

LC: De esos 160,000, existe una población flotante de gente que viene a trabajar y a estudiar que anda alrededor de unos 60,000. Si entendemos que además de la población universitaria, secundaria y primaria la mayoría está acostumbrada a estudiar, se entiende a Xela como una ciudad que tiende a consolidarse en sus servicios de educación. No obstante, es importante mencionar que a pesar de que esa tendencia está muy marcada, la ciudad no termina de descubrir el potencial que tendría si lograra generar un modelo de servicios para toda esa población estudiantil.

A esto hay que agregar que Xela Sufrió un proceso de desindustrialización. En los años 80’s industrias como la del vidrio y la licorera desaparecieron momentáneamente para reaparecer hoy en día, en la industria del siglo XXI, la cual va perdiendo campo en contra de la industria de servicios y la industria de tecnología, que poco a poco va ganando terreno en paralelo a los servicios de educación.

Por último, el Turismo de Salud también ha sido otra industria que ha dinamizando económicamente a Xela recientemente. Y en estas vertientes es que la Xela, sin una visión muy clara de hacia dónde va, ha delegado al mercado esta función reguladora, consolidado de poco a poco la ciudad.

HS: Recientemente publicaste esta infografía en donde se muestran el catálogo de Universidades Guatemaltecas en donde se enseña Arquitectura. Para contextualizarnos un poco, me gustaría saber ¿Cuántas Universidades hay en Xela y cuántas de éstas enseña Arquitectura?

LC: Fácilmente hay una decena de universidades. De estas 10 o 12 universidades, 5 ya tienen escuelas de arquitectura. La Ciudad de Guatemala, tendrá unas 6 escuelas. Esta infografía no sólo habla del dónde se enseña la arquitectura, sino también del cómo.

Tomando en cuenta que la arquitectura no es una carrera de muchos años como derecho o medicina, ésta ha logrado crecer de forma muy acelerada en los últimos 20 años, convirtiéndose en una tendencia o una moda en Xela. Dentro de esta tendencia, me parece preocupante ver que la forma en la que se enseña a los estudiantes el cómo practicar arquitectura siempre está contenida dentro de un modelo de crecimiento económico regular.

El problema es que el crecimiento económico de Quetzaltenango no es el mayor en el país, tampoco se encuentra dentro de un modelo de crecimiento económico regular, lo que nos lleva a preguntarnos el por qué de esta tendencia, por qué la inquietud de los jóvenes en estudiar arquitectura y, más importante  por qué las universidades se aceleran en la fundación de Escuelas de Arquitectura.

03

Infografía: Dónde se enseña y cómo se enseña la arquitectura en Guatemala. Fuente: Luis Fernando Castillo Ponencia: En búsqueda de nuevos dominios de creatividad para cambiar el panorama de aprendizaje de arquitectura en Guatemala

HS: Podríamos decir que no existe una demanda de arquitectos tan fuerte, por lo menos en la región. Para muchos de los graduados de arquitectura, muchas de las oportunidades se concentran en la Ciudad de Guatemala ¿Cierto?

LC: Sí. No hay una demanda tan fuerte, pero sí una necesidad muy clara de tener lugares más seguros para poder habitar y poder vivir, pues estamos en una zona bastante vulnerable debido a la forma en la que Xela ha venido creciendo y evolucionando. Esto ha quedado en evidencia en acontecimientos como el sismo de San Marcos en el año 2012.

Hay muchas contradicciones. Por un lado, el aspirar a ser un arquitecto con proyectos que benefician siempre a las capas sociales con mayores recursos, con mayores ingresos y que al final, se diluyen un poco ante la situación de la mayoría, del resto de la sociedad que está siempre en una situación de vulnerabilidad hacia el contexto.

La condición en la que se han ido construyendo todos los municipios del altiplano y de la zona occidental de Guatemala no sólo ha demostrado esta vulnerabilidad que mencionamos, sino también nuestra poca capacidad de poder responder.

HS: Dejando la Arquitectura por un lado, todos hemos escuchado mucho lo que se está cocinando en Xela. Con Diego hablábamos un poco acerca de lo que denominamos “El Fenómeno Xela”. En principio hemos escuchado cosas, cuestiones de activismo, producción artística, etc. ¿Qué es ese fenómeno Xela? ¿Qué es lo que se está cocinando en Xela realmente?

LC: Ante la casi nula cantidad de espacios alternativos donde esta generación pueda comunicarse, pueda transmitir las cosas que piensan, las cosas que construyen su “imaginario”, han surgido diferentes espacios alternativos y creativos, en dónde las prácticas que se han desarrollado han logrado consolidar una especie de laboratorio urbano. “Urbano”, porque que se ha tenido que recurrir como lugar de experimentación a la calle.

De esta forma la casa del vecino, la casa del amigo o del familiar se han convertido en lugares en donde se ha logrado consolidar la colectividad, esta tendencia de formar grupos con un interés en común. Como resultado, se ha dado paso a la construcción de nuevas narrativas, nuevos conocimientos y prácticas: Iniciativas que van desde armar circuitos de bicicleta en la noche, colectivos que se preocupan mucho por los animales en el área urbana, los cuales han logrado desarrollar hospitales emergentes para animales; hasta la implantación de tendencias comunitarias hacia lo orgánico, lo saludable. Poco a poco se han ido construyendo estos grupos, los cuales no cuentan con una estructura tan formal o preparada.

Éstas no son iniciativas impulsadas por la municipalidad, ni por el sector empresario ni tampoco por la academia, sino surgen de la camaradería, de un grupo de personas con un par de objetivos o ideas que son trabajadas hasta concretarlas y materializarlas.

La escala de la ciudad también permite ese tipo de mixes de la población. Ese tipo de encuentros informales que se dan en los cafés, en los bares, en la plaza en donde puede coincidir un estudiante de una carrera como arquitectura con otro estudiante de otra carrera como ciencias sociales y de emprender un movimiento cívico como por ejemplo, el movimiento VOS.

Al final ese sentimiento y esa capacidad de generar movimientos o estructuras desde la ciudadanía ha ido inspirando a nuevos grupos a expresarse y a utilizar las redes sociales para consolidar nuevas estructuras que permitan que este laboratorio tenga nuevas fórmulas y que de nuevas posibilidades para cambios que no necesariamente tienen que ser físicos, sino de pensamiento, de ideas, del imaginario colectivo de que sí es posible alcanzar algunos resultados a partir de esta colectividad.

Si mapeamos la ciudad y encontramos algún tipo de dinámica significativa, siempre vamos a encontrar que hay un grupo o un colectivo detrás tramando cosas. Hace algunos años hice una investigación muy superficial y empírica para averiguar de dónde surgió un grupo de Facebook llamado Redes e Interconexiones. Fue interesante encontrar que en el 80% de éste y otros colectivos siempre había un estudiante de arquitectura participando y, en muchos casos, éstos jugaban un papel de liderazgo proactivo.

Los estudiantes de arquitectura estaban planteando ideas, pero alejándose del discurso tradicional de la arquitectura, dirigiéndose más hacia una arquitectura de activismo, una arquitectura de ideas emancipadoras: tomando la calle o tomado herramientas sin necesariamente tener una autorización de la municipalidad o una autorización de las instituciones.

Así es como hice algunos números muy rápidos sumando la población estudiantil de las escuelas de arquitectura y sacando una relación de la cantidad de estudiantes de arquitectura que hay por habitante en Quetzaltenango. El resultado es que existe un estudiante de arquitectura por cada 50 habitantes y un arquitecto por 400 habitantes. Si a esto agregamos que muchas personas vienen a estudiar desde San Marcos, Huehuetenango o Retalhuleu para luego regresar a sus departamentos, se puede concluir que se está consolidando un gremio sin demanda.

Ahora, otra vez vinculando hacia esta idea de dónde se enseña la arquitectura y qué es lo que se está enseñando, es la importancia de reflexionar que si todos los arquitectos se siguen formando con la misma metodología y con el mismo enfoque de arquitectura vamos a encontrarnos muchos haciendo lo mismo y que al final pues tampoco es que se esté necesitando el mismo tipo de servicios de la arquitectura.

A partir de allí, me surge esta inquietud de interrogar, de cuestionar cómo es que se está enseñando la arquitectura, la que muchas veces tiene sus raíces en la forma de pensar la arquitectura de los años 70s, 80s en las primeras escuelas de arquitectura a nivel nacional, los cuales son sistemas obsoletos hoy en día.

Necesitamos sabotear el sistema que actualmente limita los pensamientos de los arquitectos y buscar prácticas alternativas. Necesitamos replantear la forma en que integramos a un arquitecto en este contexto, en esta sociedad que está demandando servicios básicos, regulaciones y proyectos accesibles para la población de escasos. Si continuamos formando a los arquitectos de la forma en que lo hacemos actualmente, seguramente en algunos años vamos a encontrar un gremio sin trabajo y sin oportunidades.

Por otro lado, si logramos encaminar y formar a los arquitectos con un nuevo perfil, basándonos en nuestras necesidades reales, probablemente tengamos otras oportunidades y nuevas formas de practicar la arquitectura.

04

Performance en el Centro Intercultural del proyecto Zona Intervenida del colectivo Andén. Fuente: Zona Intervenida https://zonaintervenida.org/

05

Galería de Ciudad de la Imaginación, Exposición Estados de Excepción. Fuente: www.ciudadimaginacion.org

06

Día Mundial sin autos organizado por Activémonos por Xela Fuente: Plan de Movilidad Sostenible de Quetzaltenango

09

Congreso Redes e Interconexiones – Centro Universitario de Occidente. Fuente: Luis Fernando Castillo

HS: ¿Cuáles crees que son ahorita las ventajas competitivas que tiene Xela como ciudad? Podríamos compararlas con el resto de ciudades en dónde se enseña arquitectura en Guatemala: Retalhuleu, Huehuetenango, Cobán, Quetzaltenango y la Ciudad de Guatemala.

LC: Yo creo que hoy por hoy en Xela no hay un panorama tan claro para poder detectar un nivel de competitividad legible. Lo que sí se tiene es una oportunidad para ser relevante en la escena de la arquitectura guatemalteca a futuro, si sigue concientizando a los jóvenes y futuros arquitectos de la importancia de encontrar la demanda real para los servicios de arquitectura del área.

Otro aspecto importante es que la arquitectura contemporánea se interpreta bajo nuevas prácticas y perfiles de arquitecto. Éste ha dejado de ser aquella persona que dominaba todos los procesos del proyecto y se ha convertido en un especialista de etapas. De esta forma, los analistas y gestores de las necesidades se han convertido en nuevos actores relevantes para este tiempo. Éstos son los responsables de que un proyecto arquitectónico pueda ser concretado desde el punto de vista económico, social y ambiental. De esta forma, se desliga poco a poco al arquitecto enfocado en la arquitectura como un mero proceso técnico.

Y es que, por estar enfocados en aspectos técnicos, hemos perdido de vista la esencia de la arquitectura: dar calidad de vida a las personas. Yo creo que en la medida en la que vayamos re descubriendo la esencia de la arquitectura y vayamos re conectando con el contexto, con el lugar, con las personas, con las características físicas del lugar podremos ir encontrando algunas posibilidades para el futuro.

Las cosas que se han escuchado en los últimos años acerca de Xela tienen que ver con la participación y la obtención de diferentes reconocimientos en concursos internacionales, la conexión con instituciones internacionales como ONU Habitat o el BID, lo cual han sido oportunidades para crear nuevas narrativas y procesos de la arquitectura, correr muchos riesgos y creer que desde la utopía y las cosas imposibles se puede encontrar una oportunidad.

El gran desafío de esta generación será, el convertir estos pensamientos en realidades, a traducir este potencial imaginario a prototipos, a modelos que de alguna manera vayan conectando a las personas que habitan este territorio con su ciudad, a identificar cuáles son esas características culturales propias y traducirlas a la academia, a diferenciarse de los egresados de otras ciudades, porque nuestra realidad es otra.

Este es el desafío más grande que afronta, no solamente la arquitectura, sino Quetzaltenango.

10

Taller de Construcciones Sostenibles organizado por Grava (grupo de ayuda voluntaria de arquitectura) en el Centro Universitario de Occidente. Fuente: Luis Fernando Castillo

11

Propuesta para Concurso Mass Housing – ONU Habitat 3º puesto a nivel Latinoamericano por el grupo Xela Inclusive. Fuente: http://www.masshousingcompetition.org/results/entry/1163

 

12

Ceremonia de Premiación del Concurso BID UrbanLab en la sede del Banco Interamericano de Desarrollo, dónde la propuesta Curundú Conecta! Alcanzó el 2º premio. Fuente: http://www.bidurbanlab.com/

HS: Dentro de todo esto, por supuesto que los jóvenes son el motor fundamental del fenómeno Xela. ¿Considerás que el Orgullo Chivo Juega un papel importante para construir este imaginario de lo que puede llegar a ser Xela?

LC: Sí. En Xela hay un discurso vigente de las glorias del pasado, las cuales están relacionadas con artistas, el deporte y la política a nivel nacional. Hoy en día es necesario re-inventar esos imaginarios y esas condiciones del lugar donde se nace y el lugar donde se trabaja. Esta generación está tratando de construir desde la colectividad nuevas narrativas y formas de construir el territorio, lo cual ha sido importante para los últimos meses y años de Quetzaltenango.

HS: ¿Qué crees que traerá a futuro el fenómeno Xela?

LC: Yo creo que más que aclarar el panorama, lo que el futuro plantea son más retos y desafíos, pues cada vez más se aspira a un cambio y a una transformación para la que necesariamente hay que generar concurrencia entre los distintos actores de la ciudad y del territorio. Si este movimiento y esta generación se quedan únicamente en el discurso, probablemente sea solo una etapa.

Uno de los desafíos es llevar este imaginario a la construcción del conocimiento del siglo XXI. A vincular a Quetzaltenango ya no solamente como la segunda ciudad de Guatemala sino como una ciudad Centro Americana que se pueda consolidar como un laboratorio de experiencias, de emprendimiento e innovación, ya  que se tiene todas las capacidades y el potencial para desarrollarlo.

Xela es una ciudad que se consolida en la educación. Al ser también una ciudad que se destaca en el crecimiento económico a nivel nacional, creo que nos llevaría a pensar que es tiempo de dar el siguiente paso. Si este imaginario pudiera consolidarse en un modelo experimental a nivel centroamericano, podríamos pensar en Xela como un centro de innovación.

13

Taller de Proyectos Urbanos con Colectivos de Xela para el Plan de Acción “Xelaju Sostenible” de la Iniciativa de Ciudades Emergentes y Sostenibles

HS: No sé si te gustaría agregar algo más sobre el fenómeno Xela.

LC: Sí. Precisamente desde los vacíos que han dejado las instituciones, es que se han generado estos grupos colectivos, muchas veces formados por desconocidos que expresan una idea y a partir de ésta surgen proyectos o emprendimientos atípicos de la arquitectura: proyectos políticos, proyectos ambientalistas, etc, que demuestran que efectivamente hay algo que se está cocinando en Xela.

Esta es una nueva forma de ver la práctica del arquitecto, la cual no se queda únicamente en planos y construcciones, sino en la participación de diferentes contextos y espacios.

Creo que eso es muy interesante seguir reflexionando y observando qué es lo que está pasando en Xela. Es atípico que un grupo de estudiantes de arquitectura se comprometa con su realidad y sus problemas ciudadanos, trascendiendo a nivel nacional.

El colectivo VOS está siendo formado en gran parte por estudiantes de arquitectura, los cuales han jugado un papel importante a nivel nacional: desde denuncias, activismo, la toma de plazas. Ellos han sido capaces de inspirar a toda una ciudad para emanciparse y pedir cambios en el gobierno nacional y municipal, los cuales deberían de ser atendidos.

14

Taller en Congreso Redes e Interconexiones – Centro Universitario de Occidente. Fuente: Luis Fernando Castillo

15

Manifestaciones en el Parque Central de Xela, convocadas por el Colectivo Vos. Fuente: https://nomada.gt/xela-te-habla-a-vos/

Luis Fernando Castillo

Arquitecto quetzalteco por la Facultad de Arquitectura de la Universidad de San Carlos de Guatemala. Posee estudios de postgrado en desarrollo urbano, planificación urbana estratégica y movilidad sostenible.  Se desempeña como profesor en cursos de urbanismo y arquitectura desde el año 2009, en el Centro Universitario de Occidente y hasta 2014 en la Universidad Mesoamericana, ambas en Quetzaltenango. Tutor en Concursos de estudiantes de arquitectura, destacando 3º lugar a nivel latinoamericano en concurso Mass Housing de ONU Habitat en 2014 y 2º lugar en concurso BID Urban Lab en 2015.  En 2013 fue consultor de la Municipalidad de Quetzaltenango para el Plan de Movilidad Sostenible. En 2014 y 2015 Consultor del Banco Interamericano de Desarrollo en la Iniciativa de Ciudades Emergentes y Sostenibles para Quetzaltenango. Fundador y colaborador de varias iniciativas estudiantiles y ciudadanas, como Grava (Grupo de ayuda voluntaria de Arquitectura) Fundador de BAUS (Consultora de Urbanismo y Arquitectura) de la Granja Fab Lab (Taller de fabricación digital en Quetzaltenango) Co-fundador de “Habitante Colectivo” y Festival “Hagamos ciudad”. Y últimamente trabajando en Lab-CA (laboratorio centroamericano de vivienda).

Hans Schwarz Bassila

Arquitecto por la Universidad del Istmo de Guatemala. Máster en Vivienda Colectiva por la Universidad Politécnica de Madrid. Desde 2011 se interesa por la arquitectura de lo público, que lo llevó a formar parte del equipo de URBANÍSTICA––Taller del Espacio Público, Laboratorio Posconflicto y Barranco Invertido (presentados en la V y VI Bienal Internacional de Arquitectura de Rotterdam). Asimismo, colaboró en el desarrollo de programas y proyectos piloto de vivienda de la Empresa Metropolitana de Vivienda y Desarrollo Urbano. Es catedrático de la Universidad del Istmo desde 2014. Codirector del proyecto de Viviendas Barriales Productivas en Venezuela, miembro de Habitante Colectivo, agrupación político-académica que trabaja por el derecho a la ciudad desde procesos autogestionarios. Además, es socio en Taller ACÁ, cuya misión central es trabajar por ciudades diseñadas y pensadas para las personas desde sus tres ejes: Arquitectura, Ciudad, Activismo. La proyección de su labor está en constante búsqueda de modelos alternativos de cooperación y participación para la construcción de ciudadanía.

Únete a la discusión

Loading comments...